Cómo recibieron las cooperativas las últimas regulaciones del sector eléctrico en Chile

La ley corta actualiza el contexto del riesgo de la industria e introduce importantes perfeccionamientos en los procesos tarifarios de distribución.

Manuel Bello, presidente Federación Nacional de Cooperativas Eléctricas analiza la Ley corta de distribución, entre otras nuevas regulaciones del sector eléctrico.

Este sábado 2 de noviembre se publicó en el Diario Oficial la Ley que crea un mecanismo de estabilización de las tarifas eléctricas, en el segmento de generación. Como Federación Nacional de Cooperativas Eléctricas valoramos positivamente la medida, y el impacto que tendrá en las familias al evitarles alzas significativas en las cuentas de electricidad.

Esto porque en la tarifa eléctrica, el segmento de generación es el componente más gravitante de la cuenta que pagan los usuarios. En el caso de los usuarios residenciales de las cooperativas, el componente de generación representa del orden del 60% de la cuenta final, mientras que el componente de distribución es del orden del 30% (el 10% restante se reparte en Transmisión y Servicio Público).

El Proyecto de Ley Corta de Distribución, que fue aprobado en general en la Comisión de Minería y Energía del Senado el miércoles 6 de noviembre, y que ya había sido aprobado en la Cámara de Diputados, complementa el mecanismo de estabilización y perfecciona el proceso tarifario en el segmento de distribución.

La ley corta actualiza el contexto del riesgo de la industria e introduce importantes perfeccionamientos en los procesos tarifarios de distribución. En primer lugar, reconoce a las cooperativas como entes diferentes a otras empresas distribuidoras, ya que hacemos distribución rural y social, diferenciándonos en el proceso tarifario.

La ley corta reconoce estas grandes diferencias y asigna una tarifa más justa para las Cooperativas, nos da viabilidad y permite que podamos seguir invirtiendo y mejorando la calidad de servicio que entregamos a nuestros usuarios. Así mismo, se introducen mejoras necesarias al proceso tarifario general, terminando con estudios tarifarios que se ponderan y por la tanto tienden a divergir, remplazando este mecanismo por un estudio único cuyas controversias se resuelven a través del Panel de Expertos; y se aumenta la transparencia permitiendo la participación de la sociedad.

Todas estas mejoras implican que, a contar de la próxima fijación tarifaria, que regirá desde Noviembre 2020 a Noviembre de 2024, se producirá una rebaja en las cuentas de los usuarios del orden del 3%. El Secretario Ejecutivo de la CNE ha estimado el efecto de este proyecto de ley en $ 1.200 millones de dólares que se transferirán desde las distribuidoras a los usuarios.

Valoramos ambas iniciativas, agradecemos que una se haya aprobado prontamente y que la Ley Corta de Distribución se esté tramitando rápidamente, ya que van en directo beneficio de los usuarios y responden a las demandas sociales actuales, para que se pague lo justo y a quien corresponde, ya que las Cooperativas eléctricas asociadas a FENACOPEL tienen un compromiso con las regiones y especialmente con las familias de los sectores rurales y más apartados de nuestro país.

Fuente: energiaestrategica.com

2019-11-14T12:33:22+00:00